Published On: Mie, Mar 1st, 2017

FAPAS alerta sobre un cebadero para matar lobos en el parque natural de Las Ubiñas

Cebad

Jabalí muerto en el cebadero para matar lobos. // FAPAS.

28-02-2017

El Fondo para la Protección de los Animales Salvajes (FAPAS) ha alertado este martes sobre un cebadero para atraer lobos para abatirlos, en un espacio situado en el Parque Natural y Reserva de la Biosfera de Las Ubiñas-La Mesa. En este lugar se han encontrado según el FAPAS cadáveres de jabalís.

Según FAPAS, los cadáveres de jabalís se hallaban sobre una pradera dentro de este espacio natural protegido, “dispuestos para servir de cebo a los lobos con la intención evidente de disparar sobre ellos”.

Al parecer, durante los últimos días de Febrero, se descubrió un lugar de Teverga, limítrofe con el Concejo de Yernes y Tameza donde personas desconocidas han ido depositando cadáveres de jabalís en una zona cercana de escaso tránsito de personas, según señala esta organización en un comunciado.

“Se trata sin duda, de un cebadero cuya finalidad es disparar a los lobos. FAPAS ha consultado a fuentes del Principado de Asturias y parece que nadie tiene conocimiento de estos hechos, si bien, todo hace sospechar que los cadáveres de jabalí hallados en el cebadero, pudieran proceder de los descastes que oficialmente se están llevando a cabo en los entornos urbanos de la ciudad de Oviedo”, señala la nota de de prensa.

Los hechos ya han sido puestos en conocimiento del Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil.

La muerte de lobos por personal funcionario del Principado de Asturias es una actividad enmarcada en el Plan de Manejo de esta especie, pero según FAPAS “todo hace indicar que la misma se lleva a cabo con un escaso rigor técnico y ético”. La organización señala que ha podido conocer que “personal de la Administración Regional de Asturias, cuando abate ejemplares de lobo, los llega a exhibir por los pueblos, para que los vecinos puedan ser testigos de la supuesta eficacia en la matanza de lobos.
Tal es así, que FAPAS va a iniciar un trabajo de investigación para averiguar si son ciertos determinados comentarios en estos pueblos, en el sentido de que los lobos muertos incluso han sido llevados a alguna escuela para que los niños pudieran contemplar los lobos abatidos”.

“Es evidente, que la Administración Regional de Asturias, ha perdido toda referencia de equilibrio en la gestión de la biodiversidad en general, pero muy especialmente con el lobo, especie que por mucho que sea conflictiva y genere daños, no puede llegar a ser gestionada con este nivel de impunidad y agresividad hacia la especie, siendo en última instancia, la Consejería de Agroganadería y Recursos Naturales de Asturias, la principal responsable de la patética imagen ambiental que Asturias está trasladando al resto de España”. añade el comunicado.