Published On: Lun, Mar 27th, 2017

El Principado destina 925.000 euros a incentivar el uso de energías renovables

La convocatoria de este año incluye por primera vez ayudas para la instalación de puntos de recarga de vehículos eléctricos y combustibles alternativos//

 26-03-2017 

El Gobierno de Asturias destinará 925.000 euros a la convocatoria de ayudas dirigidas a favorecer el uso de energías renovables y acciones que faciliten el ahorro y la eficiencia por parte de empresas privadas.

 

El director general de Minería y Energía, Isaac Pola, ha explicado que esta convocatoria subvencionará por primera vez la instalación de puntos de recarga, tanto de vehículos eléctricos como de combustibles alternativos (gas natural, por ejemplo).

 

De mano, el Gobierno calcula que estas ayudas subvencionarán unas 80 actuaciones que beneficiarán a 45 empresas y a 35 comunidades de vecinos. En la anterior convocatoria, con un presupuesto similar, se financiaron 79 actuaciones, de las que 31 fueron realizadas en industrias y 48 en comunidades de vecinos.

 

En relación con las energías renovables, se apoyarán los proyectos que apliquen las siguientes tecnologías:

 

–     Biomasa: calderas para producción de energía térmica, para uso doméstico, industrial o en edificios (incluyendo las redes de calefacción de distrito) que utilicen biomasa como combustible. Las instalaciones comunitarias deben incluir la colocación de sistemas de individualización de consumos.

 

–     Solar fotovoltaica aislada: conversión de la energía solar en energía eléctrica mediante sistemas solares fotovoltaicos aislados de la red de distribución eléctrica, destinados exclusivamente al autoabastecimiento energético en edificios o sistemas que no tengan posibilidad de acceder a la red de distribución en baja tensión.

 

–     Geotermia: sistemas destinados a la producción de energía térmica utilizando bombas de calor que permitan el intercambio con el terreno, ya sea en circuito abierto o cerrado.

 

–     Minihidráulica y minieólica: producción de energía eléctrica mediante turbinas minihidráulicas o aerogeneradores destinados al autoabastecimiento energético y con una potencia máxima de 50 kW.

 

–     Biogás: instalaciones para el almacenamiento, manejo, tratamientos previos y sistemas de digestión y de aprovechamiento energético térmico (calor/frío) y, en su caso, eléctrico con un límite de 100 kW, de cualquier tipo de materia orgánica susceptible de tratamientos de digestión (aprovechamiento energético del biogás).

 

En materia de ahorro y eficiencia energética, se apoyará el desarrollo de las siguientes actuaciones:

 

–     Programa de ayudas públicas para industrias: sustitución de equipos e instalaciones consumidores de energía por otros que utilicen tecnologías de alta eficiencia o la mejor tecnología disponible, con objeto de reducir el consumo energético y las emisiones de CO2 en industrias. Se incluyen empresas de cada rama de actividad del sector industrial manufacturero y agroganadero, y se excluyen las ramas de actividad que integran el sector de la transformación de la energía.

 

–     Mejora de la eficiencia energética de las instalaciones térmicas de edificios existentes: instalaciones que se renueven de forma que cumplan con las exigencias mínimas que fija la normativa vigente y que permitan reducir el consumo de energía anual al menos en un 30%.

 

–     Puntos de recarga accesibles al público: nuevos equipos (excluyendo aquellos que estén en régimen de alquiler), instalaciones y obras necesarios para la puesta en servicio de un sistema de recarga de baterías para vehículos eléctricos en lugares de acceso público (estaciones de servicio u otros permitidos por la normativa de aplicación).

 

–     Puntos de repostaje accesibles al público: nuevos equipos, instalaciones y obras necesarias para la puesta en servicio de instalaciones de suministro de gas natural (incluido el biometano), en forma gaseosa y en forma licuada, en lugares de acceso público (estaciones de servicio u otros permitidos por la normativa).

 

–     Puntos de recarga para flotas de vehículos: nuevos equipos (excluyendo aquellos que estén en régimen de alquiler), instalaciones y obras necesarios para la puesta en servicio de un sistema de recarga de baterías en lugares de uso restringido a la flota de vehículos eléctricos del titular del punto de recarga.

 

Podrán solicitar estas ayudas las empresas privadas, incluidas las proveedoras de servicios energéticos que presten servicios en industrias o edificios de viviendas de comunidades de propietario. También las gestoras de cargas del sistema que promuevan el uso de energías renovables o acciones de ahorro y eficiencia energética. De igual forma se pueden beneficiar las uniones temporales de empresas que ejecuten este tipo de proyectos. El plazo de solicitud será de un mes desde la publicación en el BOPA.