Published On: Lun, Ene 9th, 2017

Medio Ambiente ve “una significativa mejora de la calidad del aire”

La Consejería destaca los análisis de la red oficial de mediciones// 

08-01-2017

La Consejería de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente ha constatado una significativa mejora de la calidad del aire en Asturias en los últimos días. Así se desprende de los análisis de la red oficial de mediciones, que constituye la principal referencia para evaluar la concentración de contaminantes de partículas en la zona central, tanto las de tamaño inferior a 10 micras (PM10) como las menores de 2,5 micras (PM2.5).

En lo que se refiere a las PM10, si se comparan los valores medios registrados el pasado miércoles, que determinaron la adopción de medidas especiales en el entorno de Lugones, con los de ayer, se aprecia una sensible disminución de los contaminantes: así, en la zona de Avilés se pasó de 48,6 microgramos/m3 a 27,4 microgramos/m3; en la de Gijón, de 47 a 28,2; en la de Oviedo, de 55 a 40; y en las cuencas, de 45,5 a 32,25.

Respecto a los datos por estación, mientras que el miércoles diez de las estaciones daban valores de PM10 por encima de los 50 microgramos/m3, el viernes solo se superó esta cifra en la estación industrial del Matadero, en Avilés, y ayer únicamente en Lugones. En ambos casos se trata de registros muy moderados, de 51 microgramos, un valor que superaría por 1 microgramo el margen que durante 35 días al año otorga el real decreto 102/2011, relativo a la mejora de la calidad del aire.

Aun cuando no cabe hablar de incumplimientos de los límites de la legislación ambiental, la consejería está promoviendo actuaciones de riego de vías y recomienda el uso del transporte público y un empleo moderado de las calefacciones, precisamente en la zona de Lugones, por razones de prevención y compromiso con la defensa de la salud pública, ya que durante tres días consecutivos anteriores al pasado jueves se habían registrado valores por encima de 50 microgramos.

En cuanto a las PM 2,5, los resultados de las mediciones también han mejorado. Así, los valores de la estación de Constitución, en Gijón, han pasado de 30 microgramos a 17; los de Purificación Tomás, en Oviedo, de 32 a 27; y los de La Felguera, de 39 a 30. La medición legal de partículas de tamaño inferior a 2.5 micras se hace en términos de media anual y el límite se sitúa en 25 microgramos por metro cúbico, por lo que la consejería entiende que hablar de incumplimientos es prematuro.

La titular de Medio Ambiente, Belén Fernández, señala que “la consejería vigila permanentemente la evolución de la calidad del aire y está siempre predispuesta a adoptar las medidas que se consideren precisas; y ante los problemas de contaminación, actuamos sin confiar la solución al cambio de la meteorología, pero tampoco se debe ocultar que episodios de estabilidad atmosférica como los que se están produciendo estos días dificultan la limpieza del aire que respiramos”.

En cuanto a las acciones que se deben adoptar, añade la consejera, “todas tienen que basarse en datos reales y aplicarse en el marco de la legalidad ambiental, no en conjeturas; las tergiversaciones alarmistas y sin base real no pueden ocultar la verdad en un asunto tan sensible como éste”.