Published On: Jue, Nov 17th, 2016

Ana Hevia: “No he cometido delito ni dejación de funciones que justifiquen mi dimisión”

“Mi máximo interés es demostrar que hasta el último euro se gastó en actividades programadas”, afirma la concejal de Festejos del Ayuntamiento de Avilés//

Reconoce que “se han cometido anomalías y  errores de tramitación”, pero considera que “ese no es motivo de dimisión”//

Ana Hevia. //Ayto de Avilés.

Ana Hevia. //Ayto de Avilés.

16-11-2016

La concejal de Festejos del Ayuntamiento de Avilés, Ana Hevia, ha anunciado este miércoles que no dimitirá y la alcaldesa, la socialista Mariví Monteserín, ha rechazado la petición de la oposición de cesarla, pese a conocerse que la interventora del consistorio ha detectado anomalías en el área de Festejos por importe de 10.994 euros y ha enviado un informe al Tribunal de Cuentas, a la Fiscalía y a Recursos Humanos para depurar responsabilidades.

Ana Hevia informó hoy a los miembros de la Comisión de Hacienda sobre este asunto. Antes, realizó unas declaraciones a los medios de comunicación. Estas fueron sus palabras:

“Acudo a la comisión de Hacienda para ofrecer la información de que dispongo sobre los gastos analizados por la Interventora dentro de la partida de gastos a justificar del área de Festejos. Después del análisis de Intervención y de la auditoria resulta que de 884.897 euros, se tramitaron de forma incorrecta 10.884, cifra que demuestra la dimensión de este asunto. 

Pese a ello, mi máximo interés –como no podía ser de otra manera- es ofrecer toda la información necesaria y despejar todas las dudas para demostrar que hasta el último euro se gastó en actividades programadas y que no hubo apropiación de fondos ni quebranto para las arcas públicas. Soy la más interesada en que toda esta cuestión se aclare y con ese afán acudo a la Comisión de Hacienda”.

Negativa a presentar la dimsión

A preguntas de los medios, la edil manifestó su negativa a presentar su dimisión: “No he cometido ni delito ni dejación de funciones en el ejercicio de mi responsabilidad que justifiquen mi dimisión. Como os acabo de decir, se han cometido anomalías, errores de tramitación, pero considero que ese no es motivo de dimisión”. Del mismo modo, la alcaldesa rechazó la petición de la oposición de cesar a la concejala.

Preguntada acerca de si considera que pecó de exceso de confianza en el responsable del área, Hevia ha afirmado: “He trabajo muchos años con Rubén. En la parte que me corresponde explicar, estoy convencida de que todo el dinero se gastó en Festejos. Pudo haber cometido errores de tramitación, pero desde luego no tengo duda de su honestidad”.

Partida a partida

Ya en la Comisión de Hacienda, Hevia desgranó cada una de las partidas objeto de análisis por su incorrecta tramitación. Antes, explicó a los miembros de la Comisión lo siguiente:

El Área de Festejos es una área peculiar y compleja. En cuestión de 4 meses se realizan 3 fiestas  (Navidad, Antroxu y Pascua) que van muy seguidas en el tiempo. Son fiestas de una alta participación ciudadana en las cuales se trabaja bajo mucha  presión y mucha tensión para que todo salga bien y siempre pensando en que no ocurra ningún tipo de incidente, que es nuestra principal preocupación.

 A veces tienen lugar incidencias con las que no se cuenta y que hay que atajar de una manera rápida para que la actividad se pueda realizar. Dos ejemplos: 

  1. Si llueve, hay que poner una carpa y para no suspender la actividad programada.
  2. Si viene un grupo a actuar y dice que la decoración del escenario impide un buen sonido, y que así ellos no actúan, hay que llamar a una empresa de servicios para que quite parte de la decoración  al momento, como ocurrió este año. 

Esto son sólo algunos ejemplos pero podría poner muchos más. Con esto quiero decir que desde el departamento estamos sujetos a peticiones de artistas y otros que hay que cumplir para garantizar la actividad y que muchas veces son difíciles de conciliar con el aparato administrativo. 

En el Antoxu, en concreto, muchos de los pagos que se realizan son a personas físicas sin personalidad jurídica (peñas, las charangas, etc.). El abono se hace a una persona física en concreto y ésta es la encargada de su distribución entre los componentes del grupo, lo cual complica la justificación documental. 

Mi informe de alegaciones detalla la justificación necesaria del destino de las cantidades abonadas que figuran como carentes de justificación en la auditoria. 

Esta es la información que la concejala de Festejos ofreció para justificar el destino de los pagos en cuestión por su incorrecta tramitación:

Importe Servicio prestado
1.100 € Abonado al representante del local que obtuvo el segundo premio de “Chigres Antroxaos” de 2013.
1.128 € Abonado al organizador del “Antroxu´s Dance” de 2013.
320 € Abonado al ganador del segundo premio de la Ginkana de 2014.
1.106 € Abonado por el alquiler de la nave donde se alojaron los artilugios participantes en el Descenso de Galiana en 2015.
120 € Abonado al ganador del sexto premio de la Ginkana del Antroxu de 2015.
1.000 € Abonado al ganador del primer premio de grupos del Desfile de Antroxu 2015.
950 € Abonado por el alquiler de un carro del país para el desfile del Antroxu en Llaranes y el Entierro de la Sardina de Avilés de 2015.
500 € Abonado por taller de cestería en la Feria de Oficios de El Bollo 2014.
800 € Abonado por taller de cestería en la II Semana de la Mar 2014.
2.200 € Abonado a los miembros de la Cofradía “Sardina Arenque” por su participación en el Antroxu 2015.
1.000 € Abonado a los miembros de la Asociación elegida como los “Reyes del Goxu y la Faba 2015″.
480 € Abonado por reparación del antiguo camión de bomberos “Mofletes” y su conducción en la Cabalgata de Reyes.
180 € Abonado por la prestación de servicio de presentador.
Total: 10.884 €

Por otra parte, la empresa auditora “requirió los cheques de todos los pagos a justificar de los cuatro últimos ejercicios, pero no todos fueron remitidos para la investigación. Hay 52.842 euros abonados de los que no ha podido comprobarse su destino real. Se corresponden a cantidades muy diferentes, que van desde los 120 euros del más bajo hasta los 22.990 euros del más elevado”, según señala una información publicada por La Voz de Avilés.