Published On: Mie, Oct 19th, 2016

Richard Ford sobre Donald Trump: “es la encarnación monstruosa de la indiferencia”

img_8329-fileminimizer

Richard Ford. JOSÉ VALLINA.

18-10-2016

Un escritor comprometido no puede eludir la política cuando “un colgado” aspira a ser presidente de su país, ha manifestado este martes Richard Ford, Premio Princesa de Asturias de las Letras, en referencia al candidato republicano Donald Trump, de quien ha dicho que es “la encarnación fea y monstruosa de la indiferencia hacia el gobierno” de sus compatriotas.

El escritor estadounidense se ha mostrado “inmensamente agradecido y honrado al ganar el Premio, además de un poco sorprendido”.

“Tener lectores en España”, ha añadido, “siempre ha sido un gran y generoso regalo para mí, que ha llegado a través de la lealtad y la persistencia de mi editorial desde hace mucho tiempo, Anagrama, con la que comparto este día feliz.  Los escritores escriben libros para los lectores; así que, cuando se reconoce a uno de nosotros, es un buen día, tanto para la escritura en su conjunto como para todos los lectores. Gracias”.

Richard Ford (Jackson, EE.UU., 16 de febrero de 1944) se licenció en Literatura en 1966 en la Universidad Estatal de Míchigan y comenzó Derecho en la Universidad de Washington en San Luis, estudios que abandonó para seguir un máster de Escritura Creativa en la Universidad de California en Irvine (1970). En 1971 una beca de la Universidad de Míchigan le permitió comenzar a escribir su primera novela, A Piece of My Heart (Un trozo de mi corazón, 1976). Fue profesor en el Williams College de Massachusetts y en las universidades de Princeton, Harvard, Northwestern y Míchigan. En 1981 trabajó como periodista deportivo en Inside Sports, en Nueva York, hasta que el diario fue vendido, dedicándose desde entonces por completo a la literatura.

Considerado por algunos el heredero legítimo de Hemingway, influido, como él mismo ha reconocido, por Faulkner, y calificado por Raymond Carver como el mejor escritor en activo de EE.UU., nunca ha aceptado que se le incluya dentro del “realismo sucio”, una derivación del minimalismo caracterizada por su tendencia a la sobriedad, la precisión y la parquedad extrema en el uso de las palabras en las descripciones. Ford admite, sin embargo, que esta adscripción le ha servido para darse a conocer en Europa. Sus personajes suelen ser seres vulgares, con vidas convencionales, que se mueven en atmósferas densas. Ha sido tachado por ello de hacer una literatura pesimista y de narrar historias frías protagonizadas por unos personajes desolados y sin esperanza, pero él sostiene que un escritor es el fruto de su experiencia y que las situaciones y emociones a las que es sensible se convierten para él en material de su producción. Ha publicado, además de la ya citada, las novelas The Ultimate Good Luck (La última oportunidad, 1981); Wildlife (Incendios, 1990), la trilogía protagonizada por Frank Bascombe, un escritor fracasado de New Jersey que trabaja primero como periodista deportivo y después como agente inmobiliario (El periodista deportivo, 1986; El día de la independencia, 1996, y Acción de gracias, 2006), Canadá (2012), recibida con gran entusiasmo por la crítica, que la calificó como “un diez absoluto”, y Let Me Be Frank With You, 2014 (Francamente, Frank, 2015), cuatro historias narradas por Bascombe. Es también autor de los libros de narraciones cortas y cuentos Rock Springs (1987), Women with Men (De mujeres con hombres, 1997) y A Multitude of Sins (Pecados sin cuento, 2002). Cuentos imprescindibles (1998), antología de Antón Chéjov, el ensayo Flores en las grietas. Autobiografía y literatura (2012) o la obra completa de Eudora Welty son algunas de sus publicaciones como antólogo y editor. Es autor asimismo del guion de la película El despertar de un ángel (Bright Angel, 1990), dirigida por Michael Fields.

Oficial de la Orden de las Artes y las Letras (Francia), miembro de la Academia Americana de las Artes y las Letras y doctor honoris causa por las universidades de Rennes 2 (Francia) y Míchigan, ha recibido, entre otros, el Premio Literary Lion de la Biblioteca Pública de Nueva York (1988) y el de Literatura de la Academia Americana de las Artes y las Letras (1989 y 1997). Con El día de la independencia obtuvo en 1996 el Pulitzer y el PEN/Faulkner for Fiction. Por Canadá ha recibido la medalla Andrew Carnegie (EE.UU., 2013) y el Premio Femina Extranjero (Francia, 2013).

En esta edición concurrían un total de 21 candidaturas, procedentes de Alemania, Argentina, China, Estados Unidos, Francia, Grecia, Libia, México, Polonia, Portugal, India, Reino Unido, Rumanía, Sudáfrica, Uruguay y España.